Vietnam or Thailand ? Vote for the TOP Country of the Week !


3 Para la altura de los cielos, y para la profundidad de la tierra, y para el corazón de los reyes, no hay investigación. 4 Quita las escorias de la plata, y saldrá vaso al fundidor. 5 Aparta al impío de la presencia del rey, y su trono se afirmará en justicia. 6 No te alabes delante del rey, ni estés en el lugar de los grandes;

5 Y la Casa que tengo que edificar, ha de ser grande; porque el Dios nuestro es grande sobre todos los dioses. 6 Mas ¿quién será tan poderoso que le edifique Casa? Los cielos y los cielos de los cielos no le pueden comprender; ¿quién pues soy yo, para que le edifique Casa, sino para quemar incienso delante de él?

Pa...dre... nuestro, que... estás... en los cielos.... Santa... María.... Dos por dos... cuuuatro....

Tal era el aspecto que ofrecían aquellos desgraciados bajo la inmensa bóveda de los cielos. El suplicio del hambre en el fondo de un calabozo es horrible, sin duda alguna; pero al aire libre, bajo un cielo lleno de luz, a la vista de todo el mundo, en presencia de los recursos de la Naturaleza, eso excede a toda ponderación.

Y esas florecitas azules que ponéis en los árboles, ¿qué son? Eso es un pedazo de cielo, prima. Hice una pirueta y exclamé con aire patético: ¡Oh cielos, oh árboles, oh naturaleza!, ¡cuántos crímenes se cometen en vuestro nombre! Mi tío tenía muchos amigos en V *, estaba emparentado con la mayor parte de las familias de la región y tenía mesa puesta para todos.

19 A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, que os he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para que vivas y tu simiente; 20 que ames al SE

12 ¿Por ventura Dios no está en la altura de los cielos? Mira la altura de las estrellas, cómo son altas. 13 ¿Y dirás : Qué sabe Dios? ¿Cómo juzgará por medio de la oscuridad? 14 Las nubes son su escondedero, y no ve; y por el cerco del cielo se pasea. 15 ¿Quieres guardar la senda antigua, que pisaron los varones perversos?

5 Que arranca los montes con su furor, y no conocen quién los trastornó; 6 que remueve la tierra de su lugar, y hace temblar sus columnas; 7 que manda al sol, y no sale; y sella las estrellas. 8 El solo extiende los cielos, y anda sobre las alturas del mar. 9 El que hizo la Osa, y el Orión, y las Pléyades, y los lugares secretos del mediodía;

Hasta ha habido instantes de obcecación, en que la he culpado, en que la he tildado de inconsecuente, de falsa, de perjura, de infiel.... ¡Cielos santos! ¡Qué frenesí fue el mío! Ella no me prometió nada; ella no se ligó conmigo por lazo alguno. Ella me amaba antes como ahora me ama. No, no ha habido mudanza en ella.

¡Cielos! ¡Dos días aún! ¡Una eternidad para ! Pensé que en dos días había tiempo suficiente para morirse de pena, y si no es de pena por lo menos de hambre, pues sentía que me faltaba el apetito y no comería a manteles mientras no se resolvieran mis dudas. ¡A quién acudir en aquellas críticas, terribles circunstancias!

Palabra del Dia

convocar

Otros Mirando